POBREZA Y DESERCIÓN ESCOLAR EN YUCATÁN

¡Saludos! Les comparto mi más reciente artículo de Economía, en colaboracion con Danahé Casais. Φ

Anuncios

Midiendo el Crecimiento y el Desarrollo Económicos

Amartya Sen

Aunque existen muchos indicadores de bienestar y desarrollo, el Producto Nacional Bruto o el Producto Interno Bruto han sido elegidos como índices de desarrollo ya que se consideran medios para la consecución de cualquier otro de los fines que representan el bienestar de una nación. El producto nacional bruto (PNB) es el valor de mercado de todos los productos y servicios producidos en un año en mano de obra y material suministrado por los residentes de un país. A diferencia del Producto Interno Bruto (PIB), que define la producción basada en la ubicación geográfica de la producción, el PIB asigna producción basado en la propiedad.

Básicamente, el PIB es el valor total de los bienes y servicios finales producidos dentro de una nación en un año determinado, más los ingresos devengados por sus ciudadanos (incluidas las rentas de los situados en el extranjero), menos las rentas de los no residentes radicados en ese país. El PIB mide el valor de los bienes y servicios que los ciudadanos del país producen independientemente de su ubicación. El PNB es una medida de la situación económica de un país, bajo el supuesto de que un mayor PNB lleva a una mejor calidad de vida. En ocasiones se utilizan también como medida de desarrollo algunas derivaciones de estos indicadores, como por ejemplo la brecha PIB – PNB. Un valor positivo indica que se creó más riqueza dentro de un país de la que recibieron sus habitantes, uno negativo indica que sus habitantes recibieron más ingresos que los generados en el país.

Asimismo, también se suelen dividir estos indicadores entre el número de habitantes de una nación para poder obtener un producto promedio que considere esta variable. Este último ajuste es el debido al tamaño de la población, ya que una nación con un mayor número de habitantes, bajo condiciones idénticas, generaría proporcionalmente mayor producción. Otro motivo para su uso es que la medida no resulta afectada por variaciones en el tamaño de la población del país y por tanto se puede usar para comparaciones entre distintos momentos históricos como medida del cambio económico. De esta forma, se suele hablar de un PIB o un PNB per capita.

Otro ajuste que, sin embargo, es requerido para poder usar estos indicadores como parámetros del desarrollo de una nación, es el de considerar no solamente la producción promedio sino también la distribución de esta riqueza. Diferentes naciones con similares PIB per capita puede tener distribuciones muy desiguales de la riqueza. Considerando esta circunstancia se observan estadísticos de distribución como los deciles del PIB como base para proponer nuevos indicadores. Un ejemplo es el coeficiente Gini, que mide la desigualdad entre los valores de una distribución de frecuencias. Un coeficiente de cero expresa la perfecta igualdad, donde todos los valores son los mismos (por ejemplo, donde todo el mundo tiene un ingreso exactamente iguales). Un coeficiente de uno xpresa la desigualdad máxima entre los valores (por ejemplo, cuando sólo una persona tiene todos los ingresos). Otra medida más sencilla es la razón del producto del percentil 80 (el más bajo del 20% de los más ricos) entre el del percentil 20 (el más alto del 20% de los más pobres).

Otro ajuste necesario es aquel que se refiere a la búsqueda de un valor real estable del producto, ya que un ingreso nominal por precios varía a través del tiempo. De esta forma es requerido un ajuste que considere las variaciones a lo largo de un año, por definir un período, de las diferentes medidas puntuales de producción y precios, es decir, a partor d un PIB o un PNB nominal, buscar estimar uno real.

A pesar de estos ajustes, el producto bruto tiene como desventaja su incapacidad para considerar bienes novedosos producidos que traen bienestar a la gente o bienes generados que no lo aportan, además de ser poco sensible en la detección de la producción doméstica de mujeres y niños que no reciben un salario, o en la economía informal. Por este motivo han surgido propuestas para reemplazar el PIB y el PNB por otros índices como el Índice de Bienestar Económico Sostenible (IBES; Index of Sustainable Economic Welfare, ISEW; antes Measure of Economic Welfare, Mew), que en lugar de simplemente estimar la suma de todos los gastos, toma en cuenta factores tales como la distribución de los ingresos y los costos asociados con la contaminación y otros costos insostenibles. Otra propuesta es el Indicador de Progreso Genuino (IPG: Genuine Progress Indicator, GPI) que es la diferencia entre el beneficio bruto de una empresa y el beneficio neto, el beneficio neto es el beneficio bruto (PIB) menos los gastos incurridos ambiental y culturalmente. En consecuencia, el IPS será cero si el costo financiero de la pobreza y la contaminación equivalen a la de las ganancias financieras en la producción de bienes y servicios, si todos los demás factores se mantienen constantes. Finalmente, se presenta el Índice de Desarrollo Humano (IDH, Human Development Index, HDI). Éste es un estadístico, creado por Mahbub ul Haq, promovido y fundamentado por Amartya Sen, que se compone por la esperanza de vida e índices de educación e ingreso para clasificar a los países en cuatro niveles de desarrollo humano y que es utilizado por el Programa de Desarrollo de las Naciones Unidas y el Banco Mundial. φ